La bolsa de horas es algo más que un detalle de las horas que tiene a favor o en contra el trabajador, es un sistema implantado cada vez más entre las empresas, independientemente del sector.

El mundo avanza muy rápido, cada vez nos preocupa más poder tener tiempo para nosotros, para nuestras familias, por eso cada vez son más los trabajadores y las empresas que optan por este sistema para poder adecuar la vida laboral con la vida personal. En definitiva, se trata de tener una mayor flexibilidad.

¿Qué condiciones existen para poner en marcha la bolsa de horas?

Lo primero que debemos tener en cuenta es que este sistema debe arrojar cada vez que sea consultado el saldo real de horas que el trabajador tiene a su favor o en su contra y así poder ver si se está cumpliendo correctamente. La ley nos marca un máximo para la distribución irregular de la jornada siendo éste el 10% y debiendo ser compensando en los 12 meses siguientes o antes de finalizar el contrato del trabajador.

La importancia de la bolsa de horas

Veamos un ejemplo: si esta semana un trabajador realiza media hora más de lo establecido en su contrato y la próxima semana realiza una hora menos, el saldo que arroja en este último caso es un total de media hora de defecto o “a favor de la empresa”.

Ahora extrapolemos este caso a una empresa con una planta de producción donde estas variantes son muy comunes y cada empleado, dependiendo de la producción o situación personal, realiza horarios diferentes a los marcados. Como vemos, esto puede ser un quebradero de cabeza para aquellas personas que se encargan de controlar el total de horas realizadas (casi siempre suele recaer en el departamento de Recursos Humanos ya que es el encargado de supervisar y controlar que se realizan los horarios y descansos según marca la ley).

Por ello es de gran importancia que aquellas empresas que trabajen con la aplicación de bolsa de horas tengan un sistema de fichaje que conciba estas fluctuaciones de exceso y defecto.

El software de control horario y la bolsa de horas

Son muchas las soluciones que existen a día de hoy en el mercado, pero no todas nos ofrecen este sistema.

Indicar que estamos ante una ley muy reciente que obliga a las empresas a registrar el control horario de sus trabajadores por cuenta ajena independientemente del tipo de jornada, y por ello son muchos los softwares que de forma rápida han dado solución a lo más evidente sin entrar en materia.

Estas soluciones, aun teniendo la información mínima necesaria, no están preparadas para concebir escenarios donde se aprecie un incremento o un descenso de horas reales trabajadas. Por consiguiente, este saldo debe ser tenido en cuenta para seguir calculando el resto de registros de los controles horarios de cara al contador anual, así como la compensación por días al existir un exceso de horas a favor del trabajador que comúnmente se le denomina Compensación de horas o Día Libre por Compensación.

Por eso cuando tengamos la necesidad de contratar un software que nos registre el control horario de nuestros trabajadores no debemos dejarnos abrumar por todas las alternativas que nos vamos a encontrar. Con hacernos las preguntas que aquí hemos reflejado será suficiente para saber si estamos delante de la mejor solución para nuestra empresa.

Deja un comentario